Diario Uruguay
Deporteca

El Club Defensor, el “equipo de la fábrica” de vidrio

HISTORIA DEL FUTBOL URUGUAYO. Desde Montevideo/Eduardo Mérica para DIARIO URUGUAY.

El viento que viene del río de la Plata trae aires diferentes. Las calles de tierra de Punta de las Carretas se asfaltaron con un grito feliz. En los techos que se asoman sobre los hombros del viejo estadio Parque Luis Franzini flamean alegres banderas de color violeta. Es que la historia lo cuenta así:

“Siendo Punta Carretas una especie de inmenso y espontáneo centro futbolístico del cual disfrutaba pléyades de todos los barrios de población más densa, a nadie extrañó que su grey juvenil  también procurase definir un gran Baluarte. Así se explica la aparición de la memorable fábrica de vidrio (posteriormente Escuela Francia) en la calle Etchevarría, siendo el preámbulo de una institución que al dar trabajos a grandes núcleos, creció hasta tener que trasladarse a zonas de mayor extensión, y por ende acordes a sus propósitos de progreso.”

Desde 1906 fue definido poco a poco un emblema: el Defensor. Venía a ser el cuadrito del barrio, porque era representativo de la fábrica, desarrollando distintas pugnas durante cinco o seis años, sin registrar afiliación oficial. De pronto aquel “equipo de la fábrica” que iba entusiasmándose se instaló en la calle 21 de Setiembre y Bulevar Artigas de la familia Ghierra.

La inquietud futbolística del barrio, alentaba a muchachos casi escolares de la época como lo fueron Juan Molinari, los Bruno, Berrutti, Duhagón, Cabrera, Torres con Epifanio al frente y Calandria. Aquella inspiración generosa tuvo en Alfredo Ghierra y su hermano como intérpretes resueltos, dando un ambiente para formalizar al Defensor. Con la base aludida, aquellos idealistas se mostraron resueltos a inscribir al club en la Liga. Los preparativos y la difusión del nuevo rumbo, llevaron cierto tiempo allá a fines de 1912, en que la popularidad del fútbol por la campaña excepcional del famoso combinado invicto de ese año, aumentó  magníficamente el afán de sumarse a cuantos venían deparando etapas gloriosas.

Un año después (1913) las tareas apremiaban y así llegó el día del vencimiento de inscripción… y nada se había hecho. Época  veraniega daba paso a una especie de receso tácito por lo que algunos se encontraban pescando, otros jugando a las bochas y los más afianzados en la iniciativa de vincular a Defensor en las actividades superiores se vieron de pronto, ante un plazo de pocas horas  para cristalizar sus deseos. Todo el núcleo de jóvenes asombrados anteriormente y sus respectivas familias, acordaron como solución utilizar, frente a la urgencia, la base de los estatutos del famoso Bristol FC, dado que el plazo de inscripción se extinguía…

La reunión de los futbolistas identificados con la iniciativa de fundar a Defensor, “sobre todo aquellos de los teams de la zona el Ventarrón y el Imperio”, tuvieron poco tiempo para resolver todo.

La primitiva casaca del Defensor de la fábrica, era negra con una franja celeste, aunque no faltaron los que para equilibrar la cosa, quisieron agregarle una roja. Sin embargo más tarde, se optó por el verde; color éste ya utilizado por el Belgrano FC de la Aguada. En la Liga Uruguaya le hicieron notar esta coincidencia, entonces los muchachos se fueron hasta la Casa Frechou (cercana al local de la Liga) en la calle Paysandú, próximo a Rondeau en donde se vendían artículos deportivos, los dueños y empleados le mostraron la única que hasta el momento no estaba registrada en forma oficial: La Violeta, por supuesto que de inmediato la adoptaron.

Ese fue el primer paso del Club Atlético Defensor con Don Nicolás Podestá (su primer presidente) y en donde su casa fue la primer sede en la esquina de Legionarios y Patria.

Don Podestá expresó al principio “Yo no sé nada de fútbol”, queriendo no aceptar tal responsabilidad, con protestas hacia Alfredo Ghierra, Pedro Curcho y Epifanio Torres, que al fin de cuentas lo convencieron. Antes de ingresar a la hoy AUF (Asociación Uruguaya de Fútbol), Defensor quizás con el afán de seguir la aguda trayectoria el cuadrito de la fábrica, fueron causando sensación a través de los encuentros que sostuvieron con equipos de distintos barrios.

Fue así que en segundos, apenas, pero, como -en una película- unimos tiempos y escenas:“Perdura en el tiempo los nombres de quienes estuvieron en los preámbulos que llevaron a la brillante falange, en las canchas de la Asociación. Una alineación que contó al firme de una inicial línea media compuesta por Bernardito Nicolini, Alfredo Ghierra y Romeo Bruno. Es de sugerir y evocar el 15 de marzo de
1913, como la fecha de fundación del hoy fusionado DEFENSOR SPORTING CLUB.”

Fachada de la ex sede de Sporting Club, hoy Defensor Sporting Club

 

El 15 de marzo de 1989, se produjo la fusión del Club Atlético Defensor (fútbol) y el Sporting Club Uruguay (baloncesto), lo que le dio a Defensor un mayor crecimiento a nivel institucional, aumentándole la cantidad de socios y dando un paso fundamental con vistas hacia el futuro.

1913-1931 (Época amateur)

En 1912 comenzaba a definirse un nuevo Club, el Defensor Football Club, que a impulsos de los muchachos de la fábrica de vidrios en Punta Carretas, y algunos vecinos, Alfredo Ghierra, Juan Molinari, los Duhagón, Cabrera, Torres, Bruno , Berrutti, Calandria y otros, deciden afiliarse a Liga Uruguaya, hecho que recién concretan el 15 de marzo de 1913.

Los colores originalmente elegidos eran negros y una franja celeste, pero luego el equipo optó por el verde, como ese color ya lo usaba Belgrano y dos equipos no podían tener el mismo color, en la casa de Deportes de Frechou el único color que tenían de camisetas y que no estaba registrado en la Liga era el violeta, y por eso usamos este color. Defensor en su primer campeonato en la Tercera División. En 1915 Defensor llega a la Primera División, en la que hace una buena campaña, quedando en la 4ª posición de 10 equipos, además gana su primer partido internacional, 2 a 1 a Atlanta de Buenos Aires. En 1918 Defensor se desafilió, y volvió a competir en 1922, como el Club Atlético Defensor.

 

Noticias relacionadas

Peñarol campeón Copa Honor 1911

Eduardo Merica

¿Quién dijo que el baby fútbol no forma jugadores en el Uruguay?

Eduardo Merica

La fundación de todos los clubes de fútbol del mundo

Eduardo Merica

Deja un comentario