Search
miércoles 12 diciembre 2018
  • :
  • :

Desde el 2011, el dirigente de la OFI, Jorge Vezoli, sigue tan actual:”Habría que revisar la historia para encontrar un caso de autoflagelación y deterioro comparable a este”

Desde el 2011, el dirigente de la OFI, Jorge Vezoli, sigue tan actual:”Habría que revisar la historia para encontrar un caso de autoflagelación y deterioro comparable a este”

POR EL INTERIOR DE LA OFI. En los 100 años del fútbol chacarero en Uruguay/Entrevista en Montevideo/Eduardo Mérica para Diario Uruguay/26/04/2011

“Antes que nada, el que piense que al entrar a OFI va a hacer todo lo que se propone probablemente no esté muy sano. Es prácticamente imposible. Manejar los temas de OFI requiere de una racionalidad muy especial. Hay que articular muchas variables de oportunidad donde lo que se hace hoy no sabés si lo podrás hacer mañana”

LOS “FENOMENOS” DE LA OFI
Desde Montevideo contestó Jorge Vezoli / 24 de abril a las 11:15

1) ¿Quién es Jorge Vezoli en el terreno del fútbol en Uruguay?
-Soy un tipo que le gusta el fútbol desde que nació. Tuve la oportunidad de trabajar para el fútbol del interior en Bella Unión. Trabajar para un club fue una experiencia riquísima en la que aprendí mucho, allá por fines de los años 80 hasta mediados de los 90. Después me fui a trabajar a Asunción del Paraguay, una gran experiencia personal y profesional que finalizó a fines del 2001 cuando regresé a Uruguay. En ese momento me llaman de la Liga de Bella Unión para consultarme si quería ser candidato para el Ejecutivo de OFI y lo acepté. Hoy sigo ayudando a la gente del fútbol del interior en lo que pueda y sigo la evolución de OFI a cierta distancia.

2) ¿Cómo ingresaste a la OFI?
-Fue en el año 2002. Vaya año! Resulté electo consejero en el Congreso de Trinidad, un Congreso muy difícil por las circunstancias que se estaban viviendo en el país y en el fútbol del interior. Uruguay parecía caerse a pedazos y en OFI el conflicto interno de la Confederación del Litoral era el tema que llevaba toda la atención y la tensión del momento. Ese Congreso fue muy duro, muy reñido y no terminó mal porque alguno de los que se sintieron perjudicados se retiraron antes y los otros contuvieron la situación. Aquel Congreso fue la primera impresión que tuve de OFI.

3) Se puede decir que… ¿fuiste la persona de confianza del Dr. Néstor Cabana?
-Creo que le inspiré confianza a base de trabajo y de resultados, aunque yo no pertenecía a su sector político. Cabana venía por la Confederación del Este en alianza con las capitales de la Confederación del Litoral, vínculo que aun se mantiene. Fui consultado, escuchado y respetado aunque hubieron fallas y omisiones claves en la última etapa que fueron como un presagio del final. La etapa de 2002 a 2006 fue muy intensa y se trabajó mucho. Abordamos los temas con la profundidad que requería el momento y se hicieron todos los cambios posibles para el poco tiempo que tuvimos, todo con la esperanza de que estas acciones fueran el inicio de un proceso de consolidación de OFI en el largo plazo. Eso finalmente no ocurrió.

4) ¿Qué idea tenías de OFI antes de ingresar al organismo?
-Poca. La de un organismo rector del fútbol del interior con mucha historia y nada más. Tampoco me preocupaba mucho por eso, sabía que dedicando tiempo y hablando con los demás, visitando a las ligas y conociendo el terreno me iba familiarizar con esa realidad y trabajaría mejor. Eso felizmente sucedió. Justo empezaron los trabajos para la reestructura de OFI lo que me llevó a recorrer el país y trabajar intensamente. Aprendí rápido lo que se puede aprender rápido, otras cosas llevaron y llevan tiempo.

5) Durante el desarrollo del Congreso de Salinas de OFI, ¿Hubo cosas extra políticas que te sorprendieron? ¿Sentiste que Cabana llegó a la presidencia limpiamente?
-En el Congreso de Salinas tenía la impresión clara de que no ganábamos esa elección y que se venía un cambio en el poder de la OFI. El Sur venía con un desgaste importante, la fórmula presentada no inspiraba fortaleza y la renovación que requería el momento. A eso hay que sumarle la gestión de la Confederación del Este de conseguir un voto que pertenecía al Sur. Estas cosas definen más las elecciones en OFI que las propias ideas y fortalezas de los candidatos o de los equipos.

6) ¿Hay cosas que ocurren en OFI que serán imposibles de erradicar? Hubo algo en OFI que impidió hicieras lo que te habías propuesto hacer?
Antes que nada, el que piense que al entrar a OFI va a hacer todo lo que se propone probablemente no esté muy sano. Es prácticamente imposible. Manejar los temas de OFI requiere de una racionalidad muy especial. Hay que articular muchas variables de oportunidad donde lo que se hace hoy no sabés si lo podrás hacer mañana. Si bien existen los estatutos, reglamentos, procedimientos administrativos, etc., cosas por las que se ha trabajado para mejorarlas; al final inevitablemente terminan mezcladas con elementos de oportunidad, como los son las presiones que se ejercen y quienes están involucrados en el tema, o sea a quien tenès enfrente. No es que haya maldad intrínseca, hay como una cultura muy nuestra que opera sobre las estructuras y que lamentablemente nos ha desplazado en muchos casos a la inoperancia, al retardo y al descrédito. Es aquella que presiona, ejerce influencia, acuerda en la noche y desacuerda en la madrugada. Aquella que cree en los asados y no en los procedimientos.

Creo que se han logrado cosas importantes, de esas que estaban pensadas para que perduraran y felizmente todavía están en pie. Me refiero al acierto de los diagnósticos realizados que sirvieron de guía para trabajar. A la creación del fondo para transporte sobre la base de recursos propios. Al aumento del presupuesto para el apoyo a los torneos. A la mejora contable y administrativa. Son cosas que le han hecho bien a la OFI. Pero otras se perdieron. Hubo un momento en que se trabajó con mucha y buena información. Eso se deterioró rápidamente y a mi parecer, a raíz de acciones conscientes de algunos dirigentes, ayudado por la pasividad de las ligas en reclamarla. Otra cosa que se ha deteriorado mucho es la calidad de nuestro relacionamiento con las instituciones externas a OFI. Se han cometido errores claves, algunos en forma impresentable. Reparar esa imagen llevará tiempo. Nuestro discurso hacia el fútbol profesional está viejo y desgastado, no así las grandes causas del fútbol del interior.

Pero no podemos seguir diciendo siempre y a todos lo mismo. Recuerdo en el 2006 la primera visita del maestro Tabárez a OFI. Fue a presentar o a intentar esbozar un proyecto que mal o bien podría al menos discutirse. Le salieron con una larga lista de reclamos históricos de OFI sobre el fútbol profesional, los problemas con AUF, el régimen de pases, el robo de jugadores, etc. Tabárez se fue muy molesto con la reunión y en parte lo comprendo. No tuvimos el mínimo tacto e inteligencia para tratar con él las cosas que correspondían, sino que le pusimos el casete de los reclamos de los últimos 50 años y lo mandamos a su casa. Nos perdimos la oportunidad de escucharlo, darle algún tipo de respaldo público por la persona que era y la credibilidad que generaba, de valorar su persona y desearlo lo mejor por lo menos. Nuestro encierro es grande y nuestro discurso puritano es bastante discutible hoy.

7) ¿Qué dejó el Ejecutivo de Cabana que habría que resaltar…?
-Algunas cosas ya las mencioné. En su período se consolidó la reestructura que se estaba planificando y se verificaron los primeros resultados. Pero al mismo tiempo y casi como una consecuencia de ese proceso, sucedieron cosas en la OFI que modificaron las estructuras y las relaciones de poder de forma irreversible. Ese fue el inicio de un nuevo deterioro. El hecho más importante en este sentido fue la creación de la Confederación del Litoral Norte. Esta nueva figura echó por tierra todos los criterios de jurisdicción existentes ya que no cubría un territorio como las demás, sino que configuraba una agrupación de 6 ciudades distantes entre sí. Por otro lado, la vieja Confederación del Litoral, decana del fútbol del interior (1922), quedó con el resto del territorio, es decir, con un mapa de casi todo el norte del Río Negro perforado por las ciudades escindidas. Así, la zona más crítica y distanciada del país, la de mayor orfandad, la que tiene los peores indicadores de desarrollo humano del país, quedó aun más fracturada y desintegrada, provocando un desamarre de consecuencias nefastas.

Peor ataque a la integración no pudo concretarse.

Esta iniciativa fue un duro golpe de timón hacia los objetivos mayores que se estaban persiguiendo en OFI. Se buscaba un país totalmente integrado institucional y deportivamente, donde se trabajara con criterios de eficiencia, pero 6 ligas capitales encerrados en sus razones asestaron un gran golpe a estos proyectos y lo potenciaron al llegar al poder. No olvidemos además que con la fragmentación de la Confederación del Litoral, se perdió un histórico bastión político de 14 votos con lo que eso significa a la hora de las decisiones. Habría que revisar la historia del fútbol del interior en estos 100 años para encontrar un caso de autoflagelación y deterioro comparable a este.

8) El Congreso de Mercedes 2008 fue algo que te sorprendió por todo lo que denunciaste – en su momento – y fue el punto de inflexión para dejar la OFI?
-Teníamos la convicción de que si cada uno hacia su parte, lo que correspondía, la elección estaba ganada. Pero unos días antes del Congreso ya teníamos información de lo que estaba sucediendo con Tranqueras y el riesgo de perder ese voto a pesar del compromiso con la causa que había sido dado en el Congreso del Litoral en Salto algunas semanas atrás. Después de ese Congreso aparecieron algunas cosas en OFI sorprendentes. Una de ellas fue el criterio que se manejó desde las primeras sesiones; que los consejeros suplentes solamente concurrieran a las sesiones solamente si eran convocados previamente. Yo había resultado electo como primer suplente dado que perdimos la elección. Crucé información y no me quedaron dudas de que se estaba buscando entre otras cosas que no fuera más a OFI. Pero esto no es todo, se comprobó que el acto electoral de ese Congreso fue realizado aplicando un Estatuto que no estaba vigente, no estaba aprobado por el MEC, cosa que ocurrió un año después con varias observaciones.

9) Cabana podría haber seguido como presidente de OFI, y ¿por qué no siguió?
-Cabana cerraba su segundo mandato y no se presentaba al tercero por restricciones estatutarias, además estaba bastante cansado. Si le hubiese tocado seguir, seguramente hubiese pasado bastante mal ya que el problema de tesorería explotó inmediatamente después de su retiro.

10) ¿El tema del caso del tesorero Fernando San Juan fue más grave como hecho en sí de lo que sucedió en Mercedes durante el acto electoral?
-El caso de tesorería fue un error humano que encierra varias dimensiones. Está la responsabilidad directa del involucrado, pero también está la responsabilidad compartida e ineludible de aquellos que favorecieron su llegada al cargo haciendo caso omiso a las advertencias que se les había hecho. Lo sucedido en el Congreso electoral de Mercedes es muchísimo más grave. Se trata de un cambio drástico en la conducta de los dirigentes del fútbol del interior, una mancha para todos que trajo como consecuencia entre otras, que nuestro discurso de personas intachables y honestas del interior de ahí en más nos quedara grande.

Además de eso, lo que ya te mencioné, desde el punto de vista estatutario esa elección fue totalmente nula, se aplicó un reglamento que no estaba aprobado. Este asunto el propio MEC lo señaló cuando laudó nuestra consulta sobre si la Confederación del Litoral tenía derecho a enviar un nuevo representante al Ejecutivo de OFI en razón de la ausencia forzosa del titular y suplente presentados inicialmente. López Hatchondo era el principal impulsor de la idea de dejar esa silla vacía por 3 años, hecho que el MEC aclaró totalmente, ordenando la inmediata ocupación del cargo. El dictamen de los técnicos del MEC fue contundente, dijo además que OFI no debió aplicar ese reglamento hasta tanto no fuese aprobado, eso incluía al Congreso de Mercedes. En otras palabras, le llenaron la cara de dedos.

11) ¿Por qué pasó lo que pasó con un hombre como San Juan de absoluta confianza de Cabana, por distracción o por qué?
-Esas cosas pasan por ignorar las reglas de juego propias de la buena administración. No podes confundir la acción de un operador político, por bueno que te resulte, con la gestión administrativa o financiera. Estaba clarísimo que esa persona no encajaba en el perfil del cargo. Ahora ya está, hay que mirar para adelante.

12) ¿Volverías a la OFI si te lo propusieran?
-En este momento no. Estoy haciendo una carrera universitaria que me llevará por lo menos hasta el 2013 si nada me detiene. Tengo además planes de un posgrado en el exterior, tal vez España, así que por los próximos 6 o 7 años no creo que considere una propuesta para volver.

13) ¿Cómo ves al fútbol en general?
-Veo que tanto el juego como la organización a nivel mundial están en un proceso de ordenamiento importante. Se está innovando mucho para dotar de racionalidad y sentido a la actividad del fútbol. Las cifras exhorbitantes y sospechosas que se manejaban antes por cualquier jugador hoy solamente se dan en las estrellas de elite. Se ha mejorando mucho en materia de regulaciones y eso me parece bueno. Debe haber más y mejores controles de la actividad para que la misma pueda ser manejada adecuadamente. El papel de los medios de comunicación abrió puertas a un negocio multimillonario que necesita ser controlado de alguna forma.

Con respecto a nuestro fútbol, el mundial de Sudáfrica demostró que aun siendo chicos se puede hacer grandes cosas con buenos proyectos, con planificación, con talento y sacrificio. Eso es una lección que en el interior debemos aprender. Imagino el fútbol del interior con canales de comunicación propios, capitalizando las redes sociales, dialogando con el sistema educativo, con el sistema de salud, con la cultura, con los gobiernos municipales, integrando a cada rincón del país y generando sus propios contenidos e ideas. No hemos dado pie en bola con el tema todavía, pero tarde o temprano terminaremos ahí.

14) ¿Qué significó el Dr. Néstor Cabana para vos?
-Un dirigente joven que le significó a OFI de alguna manera una renovación. Le fue bien cuando tuvo la colaboración y el asesoramiento de excelentes equipos de trabajo. Al final esto se deterioró y la cultura de los dirigentes de las capitales del litoral comenzó a imperar y a marcarle la cancha a tal punto que lo anuló. La herencia del Este posterior a su mandato es clara, ya no tienen el peso ni la participación que supieron tener.

15) ¿Qué significó el Ingeniero Franklin Aliano?
-Aliano es un dirigente frontal, capaz y astuto. Es un líder natural sin dudas. Fue el verdadero sostén político de Cabana. No puedo imaginarme su gestión sin la presencia de Aliano. No sé cómo hubiese sido realmente, porque Aliano iba al frente y se bancaba cualquier temporal.

16) ¿Cómo definirías durante tu gestión el movimiento interno en la sede de OFI? Excelente – Muy bueno – bueno o malo…
-Lo que sucede internamente en OFI está muy vinculado a quienes son los dirigentes del momento. La gestión de la Administración es en general un espejo de la gestión del Ejecutivo.

17) La OFI es ingobernable o todo lo contrario.
-Es gobernable si hay autoridad y la autoridad viene cuando hay representatividad genuina y legítima, capacidad de trabajo, capacidad de comunicar bien y capacidad de influir positivamente en los demás, es decir, liderazgo. Si llegas a esos requisitos gobiernas por un tiempo. Hay que tener claro también el momento de irse.

18) Quién es o ha sido para vos el mejor dirigente de OFI o del fútbol chacarero.
-No lo conocí personalmente, pero por antecedentes e historia elijo al Prof. Carlos Cigliuti.

19) Te gusta identificar a OFI con las siguientes palabras: ¿fútbol chacarero? o no es adecuado…
-Está bien el término, tiene una carga histórica y cultural propia de nuestra matriz simbólica.

20) 100 años de fútbol chacarero está escribiendo Diario Uruguay. Te pedimos una frase de homenaje:
-Para un siglo de fútbol por amor al juego y a la vida, elijo la frase: “Pantalón cortito, sin bolsillos”



Eduardo Mérica, periodista uruguayo desde 1979. Integrante de las redacciones de La República, Estediario, El Deportivo Sport Magazine y Marca. Tuvo pasajes por radio CX 32 Radiomundo "Contacto Deportivo" y CX 38 Sodre. Redactor creativo del programa Vida Sana (Canal 5 Sodre), Jornalista en A PLATEIA Livramento, Brasil. Sub Editor de ACAURUGUAY.COM y Editor de www.diariouruguay.com.uy y www.futboluruguayo.uy. Es miembro de AER y presidente de la filial APU (Asociación de la Prensa Uruguaya) Rivera.


Deja un comentario

error: Este contenido esta protegido!!