Search
Jueves 24 Agosto 2017
  • :
  • :

Ultimo Momento

Poné tu firma: Si no estás de acuerdo con la ley de inclusión financiera obligatoria lee esta nota

Poné tu firma: Si no estás de acuerdo con la ley de inclusión financiera obligatoria lee esta nota

LA POLITICA EN CONTRA.

El 7 de agosto se lanzó la recolección de firmas y la presentación y distribución de la papeleta encabezada con el título de esta nota. En la sede de la Cojupe, que será la base del movimiento en la capital y con una importante presencia de ciudadanos y medios de comunicación, los distintos integrantes del movimiento oficializaron el puntapié inicial en Montevideo a esta campaña.

Transcribimos a continuación las distintas exposiciones, y destacamos que además de quienes hicieron uso de la palabra, estuvo presente el representante de la Asociación de Escribanos de Rocha, Germán Citera y feriantes organizados.

Locatarios

Julián Suarez, presidente de la Coordinadora de Jubilados y Pensionistas del Uruguay dio inicio al lanzamiento de la recolección de firmas y la presentación de las papeletas en su sede montevideana de la calle Jackson 1409. “Damos el recibimiento a todos estos compañeros para enfrentar esta patriada. Tendrá que ser una lucha tenaz porque ellos también son tenaces, pero nosotros tenemos la voluntad y tenemos la fuerza del pueblo. Sabremos cumplir, y vamos a llegar precisamente al destino que nosotros precisamos”, aseguró.

Ciudadanos

Tras la bienvenida de los locatarios, tomó la palabra Claudia Bengoa en representación de la asociación civil “Ciudadanos Orientales”, conformada para promover el ejercicio de la soberanía justamente mediante recolecciones de firmas para proponer plebiscitos y referéndums. Bengoa realizó “un llamado a todos los uruguayos” a acercarse a la sede de la CoJuPe “que es donde se encontrarán las papeletas y donde pueden acercar las que puedan descargar por nuestro sitio web y las traigan firmadas, porque aquí se van a concentrar todas las papeletas firmadas que luego se van a entregar a la corte”. En otra intervención, Claudia Bengoa contó que tuvo “la suerte y no tanto” de vivir durante un tiempo en España, “cuando fue la crisis por la burbuja financiera que hubo en el mundo”. “Yo estaba allí cuando en el año 2008-2009 empezó la crisis financiera desde EEUU en adelante, y los señores banqueros hipotecaban las casas de todos los ciudadanos, y en Europa y Estados Unidos gente que vivía muy bien empezó a quedarse sin trabajo y a estar muy mal. Los bancos no tienen corazón, los bancos no tienen patria. Los bancos están donde está el capital, donde está el negocio; y hoy están pero mañana no están. Estoy segura que aquí si nos obligan a contratar con un banco privado, no va a estar el gobierno ni ningún partido político después para defender los intereses de cada uno de nosotros, así que tengamos muy en claro que lo que salimos a firmar con esta papeleta es la libertad. La libertad de poder contratar o no contratar, según lo que nosotros queramos”.

Treinta y Tres

Miguel Brum, del Centro Comercial de Treinta y Tres, pidió que “cada uno de nosotros, de quienes están presentes y todos los que apoyan esta iniciativa, seamos un comunicador”. Advirtió que “van a surgir opiniones de aquellos que están en contra de esto y a favor de la bancarización”, y reclamó a los asistentes que “aprovechen ustedes a transmitirles, y a explicarles de qué se trata la propuesta”. Brum fue muy claro, “esto no elimina una ley; es para tener la posibilidad”, y “quienes estén en contra de la bancarización y estén a favor de hacer manejo de su dinero como siempre lo han hecho, que lo puedan seguir haciendo; y a quien le resulte tener un abanico de plásticos, también”. “No es en contra de la bancarización, es estar en contra de algo que se nos está obligando, que se nos está imponiendo”.

Maldonado

José Pereyra, presidente de la Cámara Empresarial de Maldonado afirmó que “estamos haciendo un plebiscito para ganar derechos, y que no se nos obligue; no para cambiar una ley”, reivindicó “la libertad” y reclamó que “esto lo definamos entre todos los uruguayos, y no un equipo económico encerrado con un sistema financiero, definiendo qué va a hacer el país de aquí al futuro”. En segundo lugar, Pereyra dijo que se señala que “en Uruguay el trabajador nunca tuvo libertades, y que a partir de ahora sí”, y denunció que se quiere promover “una confrontación” con los trabajadores, porque la iniciativa “empezó con gremiales comerciales”. El empresario de Maldonado se reconfortó que “hoy hay un espectro mucho más amplio” integrando la comisión por ejemplo aquí en Montevideo, pero además puntualizó que “estamos dispuestos a que exista una ley en Uruguay que diga claramente que el trabajador puede elegir. Pero que pueda elegir en todo el espectro, no que pueda elegir solamente dentro de un banco”. Pereyra acusó que “si ese es el argumento del gobierno, se cae por sí solo”. “Que podamos elegir; que pongan en la ley que el trabajador elige el día que fue contratado”. Respecto al argumento de la informalidad, dijo que “economía tiene cada 296 ciudadanos, un funcionario público para controlarnos; la ley no nos controla”. “Nosotros estamos pidiendo la libertad, y que el Estado defienda la igualdad de todos los ciudadanos”. Pereyra advirtió que “no alcanza con firmar, hay que convencer a los otros ciudadanos; y ahí está el éxito nuestro. Con las firmas es el primer objetivo, y estamos muy cerca. Pero lo más importante es convencer a los demás ciudadanos para que en las próximas elecciones, tengamos todos los uruguayos la libertad que deseamos”.

Jubilados

Por su parte el secretario general de la Coordinadora de Jubilados y Pensionistas del Uruguay, Héctor Morales, explicó por qué los jubilados entraron “en esta patriada que arrancaron haciendo los comerciantes del Este”. Morales fundamentó que los carteles que se encontraban en la sede de la CoJuPe contra la bancarización “tienen varios años”, y señaló que “cuando se habló de bancarización, nosotros nos opusimos. No por ser viejos tercos o atrasados, sino porque desde el primer momento entendimos que les cortaban la libertad al jubilado de cobrar donde quisiera”. Morales recordó que en el año 2002 derrotaron “una ley del presidente Jorge Batlle, que ya empezaba a obligarnos a usar cajeros automáticos dentro del BPS para que la gente cobrara en ellos y no en las ventanillas”. El dirigente social de los jubilados reconoció que en aquel entonces “empezamos a trabajar con muchos de los que hoy nos gobiernan, para elaborar un proyecto de ley” para solucionar aquella problemática, y “logramos que se aprobara esa ley que es la 17.550, que establece la doble opción: que el jubilado cobre en el BPS, en las redes privadas de cobros y pagos, que lo haga a través de la máquina o con personas”. Al respecto, Morales denunció que Ernesto Murro “cuando accedió a la presidencia del Banco de Previsión Social comenzó a violar la ley 17.550, y no le daba la posibilidad a la gente de que si quería cobrar en el BPS, lo hiciera”. Morales expresa que ahora se reelaboró esa propuesta y se extendió a todos los habitantes del país, la obligatoriedad a bancarizarse. “Nosotros no estamos en contra de la ley, no somos absolutistas”. Y continuando con la comparación de la ley 17.550 dijo que “en aquel tiempo la ley que conquistamos establecía la doble opción, en este caso reclamamos lo mismo: que sean los uruguayos, los habitantes del país, que resuelvan ‘yo me bancarizo o no me bancarizo’, eso es lo que buscamos nosotros”, aseguró. Morales dijo que “es mentira, es totalmente falso que se quiera proteger nuestro dinero”, y como muestra puso los préstamos del BPS: “antes podíamos sacar hasta por el 70% de nuestra pasividad; la ley de inclusión financiera estableció subir un 5% cada año, y hoy estamos en el 45%. La gente que tiene hipotecado más del 45% de su jubilación o pensión, no puede hacer nuevos préstamos”. Morales dice que los pasivos hacen préstamos para poder cubrir necesidades básicas, “y ahora con la inclusión financiera no lo podemos hacer ni en el BPS ni en el BROU”. El dirigente de la Cojupe dice que es mentira que vayan a quedarse sin sacar préstamos, sino que “vamos a ir a la empresa privada, que en vez del 33% usurero que nos cobra el BPS o el 38% usurero que nos cobra el BROU, las financieras de préstamos que florecen todos los días en nuestro país, nos cobrarán una tasa de interés del 100%, y pobre del jubilado que se atrase porque lo matan, hasta los 80 años”. Morales explicó que “cuando descubrimos que los comerciantes del Este estaban en esto y también estaba el otro proyecto del Dr. Salle, hablamos con nuestra abogada, la compañera Rosario y le pusimos los 2 proyectos y le preguntamos a cuál debíamos adherir. A los 20 minutos nos dijo ‘sin duda alguna adhieran al de los comerciantes del Este’. Y eso hicimos, nos conectamos con ellos, estuvimos en el lanzamiento en Treinta y Tres, con el compañero Martín y nuestro compañero de allí Carlos Urán, y aquí estamos”, finalizó. Morales también hizo hincapié en que además de “convertirnos en recolectores” de firmas, “tenemos que llevar un control férreo de esto”. Morales explicó a los presentes que “podemos recolectar firmas hasta 6 meses antes de la elección, tenemos que recolectar el 10% del padrón electoral, que son 100 mil y pico de firmas que precisamos”, y que si bien alguno pensará que hay tiempo porque falta mucho, como 2 años para las elecciones, “el tiempo se pasa volando, y no va a ser tarea sencilla recolectar toda esa cantidad”. Morales asegura que “hay que hablar con la gente, porque la gente no sabe, le ocultan”. También advirtió que “hay que tener cuidado, la semana que viene se reúne el Consejo de Ministros, y entre los temas que tiene para tratar, está el cómo enfrentan esta recolección de firmas que estamos llevando adelante”. “Van a venir con patrañas, y nosotros seremos los encargados de decirle a la gente lo que no es verdad, y cómo son las cosas realmente: su firma es para que usted decida en el día de las elecciones nacionales”. “Tenemos una gran tarea por delante”, además de los militantes jubilados la comisión está integrada por “comerciantes, ciudadanos, hay feriantes y un amplio espectro, así que compañeros, salimos de aquí directo a trabajar y a recolectar firmas”.

Trabajadores

Edgardo Risoto hizo uso de la palabra como representante de la Confederación Sindical y Gremial del Uruguay (CSGU), la que definió como “central de trabajadores y jubilados clasistas, sin verticalismos”. Risoto explicó que “apoyamos esta junta de firmas porque defendemos el derecho de los trabajadores y sobre todo de los jubilados”. El sindicalista advirtió que había que aclarar “con lo que van a engañar a la gente”: “esto no es política partidaria, fundamentalmente acá no se defiende al gran capital porque los pequeños comerciantes también son trabajadores, y eso hay que trasladarle a la gente”. “No estamos a favor del gran capital, no estamos a favor de un partido político, sino que acá hay trabajadores, y lo que nos interesa es defender sus derechos”.

Lavalleja

Tomás Casas, del Centro de comerciantes de Lavalleja, consideró fundamental que todos tuviesen claro un argumento. Casas lamenta que “en otras épocas estuve en filas donde se defendía la nacionalización de la banca, la no extranjerización de la tierra, la reforma agraria; había muros pintados, viví toda una época universitaria donde los carteles estaban en todas las calles, pero no los veo ahora y peor aún los que estaban atrás de los carteles no los veo mantener las mismas posiciones”. Casas enfatizó que “ninguna empresa multinacional está afectada por ninguna ley tributaria que afecte a los uruguayos. Por lo tanto, a más de la mitad de la actividad económica del país le importa nada lo que legisle el Parlamento, y le importa nada lo que el Poder Ejecutivo proponga en materia de leyes tributarias. Porque tienen los tratados internacionales que le garantizan el estar fuera del marco legal que tiene el país. De modo que más de la mitad del dinero que funciona en el Uruguay, no está afectado por esto”. Por su parte, Casas aseguró que esta ley “sí afecta solo y únicamente a los uruguayos, nada más. Ni a los grandes, ni a los chicos, ni a los medianos; porque uruguayos grandes no existen, comerciantes grandes en Uruguay no existen. Los que son grandes, son las multinacionales; pero cuando vienen acá se sientan en casa de gobierno y exigen estar fuera de los marcos legales del país, los que rigen al resto del país, para poder instalarse y darle la garantía al gobierno de que van a estar acá. Y vaya ejemplo, que nos pusieron un impuesto oculto en la tasa de UTE para sostener el precio de nuestra energía eléctrica, y hoy va a ser utilizado en obras para hacerle el camino llano a una multinacional exonerada y totalmente aparte del marco legal que nos rige a nosotros”. Por tanto, Tomás Casas apuntó que “ese argumento de que nuestra campaña es para los grandes, me parece que queda bien claro que no es para los grandes. ¡Los grandes no vienen a hablar con nosotros, los grandes se sientan en casa de gobierno y allí resuelven los grandes negocios de este país! Como ahora también se sentó la banca privada para resolverle al Uruguay. Un problema que no es del Uruguay, sino que es de los gobernantes”. Casas aclaró que “cuando digo los gobernantes, lo digo genérico, porque esta ley se votó en 2014. Hubo 2 elecciones nacionales, tuvo 1 año donde pudo haber sido plebiscitada su derogación y no se hizo. Y no solo eso, sino que en campaña electoral, no fue tema para ningún partido: ni los que votaron a favor, ni los que votaron en contra. De modo tal que queda totalmente claro que este movimiento no pertenece a ningún partido político; porque acá no hay exento de responsabilidad nadie: ni los que la votaron, ni los que no la votaron”.

Rocha

Martín Rodríguez del Centro Comercial de Rocha, tuvo a su cargo el cierre de exposiciones, intentando resumir lo que expresan los integrantes del movimiento. Reivindicó en primer lugar establecer como sede el local de la Coordinadora, “este lugar emblemático que desde antes del 2002 viene luchando contra los poderes económicos. Acá no estamos combatiendo a nadie, estamos combatiendo contra 2 grandes: el poder económico y el poder político”. Rodríguez recordó victorias de luchas populares, donde “algunos que apoyaron esas luchas, hoy están del otro lado”, lo que calificó como “triste, pero son los precios que tenemos que pagar los que tenemos ideales y que los defendemos”, y destacó que todos los que integran el movimiento lo hacen de forma honoraria: “acá nadie cobra nada, estamos dando la cara por nuestros hijos”.
Rodríguez dejó bien claro que “no derogamos la ley de inclusión financiera. Dicen que presentando esto queremos evadir: acá no se elimina ningún control del Estado. Se dice que los comerciantes queremos ganar más plata con esto: acá no hay ningún arancel, ninguna comisión más para los comerciantes, o sea que es una falacia lo que se dice. Cuando nos quieren enfrentar a los trabajadores con los empresarios, nosotros decimos que los comerciantes somos trabajadores, que los profesionales somos trabajadores. Y cuando dicen que un profesional tiene que cobrar por un medio financiero, es a un trabajador que no le están dando la libertad de cómo cobrar. No se equivoquen cuando les dicen que le dan a elegir al trabajador con la ley de inclusión financiera, porque los comerciantes y los profesionales somos trabajadores, y somos todos uruguayos. Acá estamos defendiendo la libertad de todos los uruguayos.

 

 

Fuente: Diario La Juventud



Eduardo Mérica, periodista uruguayo desde 1979. Integrante de las redacciones de La República, Estediario, El Deportivo Sport Magazine y Marca. Tuvo pasajes por radio CX 32 Radiomundo "Contacto Deportivo" y CX 38 Sodre. Redactor creativo del programa Vida Sana (Canal 5 Sodre), Jornalista en A PLATEIA Livramento, Brasil. Sub Editor de ACAURUGUAY.COM y Editor de www.diariouruguay.com.uy y www.futboluruguayo.uy. Es miembro de AER y presidente de la filial APU (Asociación de la Prensa Uruguaya) Rivera.


Deja un comentario