Search
martes 12 noviembre 2019
  • :
  • :

«…existen las famosas triangulaciones con los clubes Sudamérica, Progreso o Fénix de Uruguay»

«…existen las famosas triangulaciones con los clubes Sudamérica, Progreso o Fénix de Uruguay»

ARCHIVOCES DE LA AFA. Ernesto Cherquis Bialo Opina en Infobae.
Foto: Tiempo 26

 

Comet habilita los procesos de registros y de administración de todos los actores de fútbol, de organizaciones e instalaciones. Su costo está estimado en un millón y medio de dólares. Multiplíquese un millón y medio por 211 países afiliados a la FIFA y verá que el total resultan 316.500.000 dólares.

 

La institucionalidad de la Asociación del Fútbol Argentino languidece bajo el agobio de tres factores altamente deteriorantes:

1- Subordinación irrestricta a los mandatos de la Superliga en el orden local y a la Conmebol en el ámbito regional, sin priorizar los intereses de los clubes argentinos.

 

También existen las famosas triangulaciones con los clubes Sudamérica, Progreso o Fénix de Uruguay al igual que Unión San Felipe de Chile. De esto va el Fair Play que en todo caso deberá ser juzgado por la justicia penal de cada país como ocurriera en Italia y Alemania y en ningún caso por las deudas que un club pudiera tener con sus jugadores.

 

2- Imprevisión en las decisiones de fondo con inocultable metodología para el ejercicio de un poder eximido del consenso, escaso de reuniones del Comité Ejecutivo, llamativamente espasmódico y acelerado en la toma de algunas decisiones con marcado ocultamiento de la mayoría de sus actos al conocimiento público.

3- Obsceno dispendio de dinero en «gastos reservados», muchos de ellos innecesarios como resultan los ocasionados por viajes en aviones privados, alojamiento en lujosos hoteles con invitados acompañantes, incorporación de funcionarios con altos honorarios, claro nepotismo en el aumento del personal, tercerización de servicios que siempre le fueron propios –y altamente eficientes– como los de los Departamentos Médico y de Legales. Además, una marcada e inoportuna insistencia en organizar la Copa América del 2020 asociada a Colombia –sin sentido– y peor aún sostener la idea de ser sede con otros países del Continente de la Copa del Mundo del 2030. Tales postulaciones ocasionan unos gastos cuantiosos e inoportunos al Gobierno y a la AFA inadmisibles en el contexto económico que atraviesa el país.

Los ejemplos del punto uno pueden sintetizarse en varios perfiles. La AFA por la determinante injerencia oficial ha entregado la potestad sobre el fútbol de la Primera División. Fue parte del pacto político (2016) para terminar con la intervención que el Gobierno pidió y obtuvo de la FIFA y que articuló la Conmebol. Terminado tan penoso período, el fútbol quedó escindido: Ascenso y Selecciones para la AFA; fútbol de primera para la Superliga. O sea que la institución ha entregado el «corazón» de su razón de existir al perder el control de su principal torneo. Así se acordó, se aceptó y está en marcha. Se trató de una decisión gubernamental que los dirigentes del fútbol aceptaron mansamente.

 

«…las dolosas triangulaciones entre clubes cuyo fin es vulnerar los derechos federativos del jugador quien no puede pertenecer a personas físicas, grupos, empresas o unidades de negocios»

Con la creación de la Superliga, la AFA perdió el control de su principal torneo.

No obstante, tal circunstancia no obliga a que la AFA admita el funcionamiento de un segundo Tribunal de Disciplina –el de la SAF– cuyos prestigiosos seis abogados han evitado apocoparle la palabra Deportiva; se trata de algo tan amplio como ambiguo Tribunal de Disciplina, ¿disciplina aplicable a quién? ¿a alguien, a algunos, a todos los actores del fútbol sean jugadores, entrenadores, dirigentes, ex dirigentes, funcionarios…? No queda claro. Sin embargo esto ocurre y hay –en principio– dos clubes sancionados con el descuento de seis puntos por incumplimiento en los pagos de sus obligaciones exigibles. Se trata de San Lorenzo que naturalmente apeló la sanción (y seguramente la ganará en cualquier fuero) y de Huracán que prepara la suya. La razón está apoyada en el cumplimiento de un Fair Play financiero.

Tal imputación es indebida toda vez que lo que la FIFA llama Fair Play financiero refiere al dinero negro, a lo que se conoce como lavado de dinero. Y también a las dolosas triangulaciones entre clubes cuyo fin es vulnerar los derechos federativos del jugador quien no puede pertenecer a personas físicas, grupos, empresas o unidades de negocios.

 

Hay un dinero inimaginable que procede de algunos países árabes, de China y otros estados asiáticos que sólo la intangibilidad del fútbol pueden licuar.

 

El Fair Play detecta por ejemplo que inversores qataríes no pueden pagar 100 millones de euros por la compra del Paris Saint Germain y 400 millones de euros por Neymar (2011), que el Manchester City (2008) cueste 250 millones de euros que resulta el 30 por ciento del costo de su plantilla o que el empresario ruso Roman Abramovich hubiese comprado al Chelsea (2003) por 85 millones de euros y su presupuesto sea de 900 millones por temporada sólo para su plantel. La FIFA mandó a investigar –sin resultados o con permisividad– estas presunciones por lavado de activos que el fútbol facilita como ninguna otra actividad financiera. Hay un dinero inimaginable que procede de algunos países árabes, de China y otros estados asiáticos que sólo la intangibilidad del fútbol pueden licuar. La FIFA, sus confederaciones adheridas y hacia abajo las federaciones afiliadas tienen hoy un dinero que jamás tuvieron. ¿De dónde viene…?

La FIFA promueve el Fair Play financiero en los clubes, política tomada por la Superliga

También existen las famosas triangulaciones con los clubes Sudamérica, Progreso o Fénix de Uruguay al igual que Unión San Felipe de Chile. De esto va el Fair Play que en todo caso deberá ser juzgado por la justicia penal de cada país como ocurriera en Italia y Alemania y en ningún caso por las deudas que un club pudiera tener con sus jugadores.

Hoy con los contratos dolarizados no es arriesgado suponer que los clubes argentinos absolutamente al día con sus planteles no podrían ser más de tres. ¿Y qué hará la Superliga? ¿sancionará a la mayoría de sus protagonistas? La respuesta es no: y la AFA debió preverlo pues ese convenio de un Tribunal paralelo jamás debió ser admitido. Sería como tener distintos tribunales: uno para los «oficios», uno para las «protestas por inclusiones indebidas», otro para los «pases o transferencias». No es así. La AFA tiene un Tribunal de Disciplina Deportiva que fue paradigma en la propia FIFA. Y contempla sanciones por las deudas, especialmente por documentación fraudulenta (caso Newell’s). Se admite en consecuencia que una consultora de incuestionable prestigio informe sobre los estados financieros, pero no que un inconstitucional tribunal especial castigue a los clubes. Al permitirlo, la AFA ha consentido que la Superliga sancione hasta el descenso o salve del mismo a cualquiera de sus clubes afiliados de la misma manera. Jamás la AFA, vacía de institucionalidad, debió permitir tal injerencia.

El Comet y el VAR, impuestos por la Conmebol de manera fáctica, apurada, urgente, desmedida, se constituyen en verdaderos problemas para la AFA que le dice que sí a todo lo que viene de la Conmebol, quien a su vez está subordinada ilimitadamente a una FIFA mas volcada que nunca a los negocios. Una FIFA que pergeña más emprendimientos comerciales que deportivos y que en todos sus actos desnuda cierta proclividad hacia mayores volúmenes de ingresos con más equipos en los mundiales (48 en lugar de 32), menor frecuencia de tiempo en las disputas internacionales de selecciones (dos años en lugar de cuatro) o de clubes, nuevos torneos de campeones (que las potencias europeas ya le rechazaron contundentemente).

Esta entidad que preside Gianni Infantino se reúne más fuera de Zurich que en su propia sede. Las investigaciones sobre el FIFA-Gate, ¿en qué quedaron? La bandera de la transparencia, ¿dónde está? ¿en qué quedó la investigación sobre los votos comprados por Qatar para organizar el Mundial 2022? ¿no era que Blatter y Platini serían investigados? ¿y el famoso informe del fiscal de Nueva York, Michael García, con los resultados del trabajo del FBI, por qué no se da a conocer? Infantino viaja mucho y hace viajar mucho a todos sus dirigentes rentados con generosos honorarios y excelentes viáticos diarios a cobrar en Suiza, país donde no se tributa. Pero su estilo baja piramidalmente y aparecen sistemas tecnológicos difíciles y costosos como el COMET y fundamentalmente el VAR.

 

Vinieron instructores de la Conmebol (Ruiz de Colombia y Larrionda de Uruguay), pero se olvidaron el VAR. Sí, aunque resulte increíble no tenían la herramienta para el coaching práctico.

 

El VAR se impuso de manera fáctica, apurada, urgente y desmedida

El Sistema Experto de Gestión de Competiciones (Comet) es un software autorizado que se creó en 2003 y llegó a Sudamérica en 2014, como un «proceso hacia la modernización». Comet habilita los procesos de registros y de administración de todos los actores de fútbol, de organizaciones e instalaciones. Su costo está estimado en un millón y medio de dólares. Multiplíquese un millón y medio por 211 países afiliados a la FIFA y verá que el total resultan 316.500.000 dólares.(Muy buena operación para la empresa Wiki…). No obstante la última Copa Libertadores de América fue un escándalo entre habilitaciones indebidas e inhabilitaciones prescriptas. Un desastre que la AFA está poniendo en marcha con récord de protestas en escritorios: más de 10 casos en un mes, especialmente en los torneos de ascenso. Peor aún: se dio el caso de un jugador que había jugado cuatro partidos y tenía cinco amarillas. Insólito. La AFA gasta plata en esto que era más eficaz e infalible a través de los sistemas de la Oficina de Jugadores de su propia dependencia. Admitamos que habrá de universalizarse pero pidamos tiempo, un tiempo prudente de adaptación, entrenamiento y aplicación.

 

Peor aún es lo del VAR. La empresa que contrató la FIFA es inglesa y se llama Hawk-Eye. Obviamente viene direccionada desde la Conmebol, AFA sólo acata.

 

Peor aún es lo del VAR. La empresa que contrató la FIFA es inglesa y se llama Hawk-Eye. Obviamente viene direccionada desde la Conmebol, AFA sólo acata. Es por ello que de manera urgente se determinó que para agosto de este año el sistema deberá estar implementado. Y para ello se organizaron jornadas de entrenamiento de todos los árbitros y asistentes internacionales en Ezeiza. Vinieron instructores de la Conmebol (Ruiz de Colombia y Larrionda de Uruguay), pero se olvidaron el VAR. Sí, aunque resulte increíble no tenían la herramienta para el coaching práctico. Se trata de cuatro pantallas (una en tiempo real, otra con 10 segundos de retardo, una tercera para el asistente y otra para el editor de las imágenes) y un capturador de vÍdeo. No estaba, lo reemplazaron con un «power point» y las clases fueron teóricas. Otro papelón generado por la improvisación y el apuro.

Lo inadmisible es que este sistema que costará alrededor de 10.000 dólares por partido (que gran negocio para la empresa Hawk-Eye) y que no se sabe quién los pagará (¿los clubes que lo pidan? ¿un sponsor? ¿la AFA?), habrán de imponerlo progresivamente. Según Federico Beligoy, director Nacional de Arbitraje y a la vez Secretario General de la A.A.A, el VAR se operará en algunos partidos. Lo que resultará antirreglamentario y generará dificultades jurídicas ya que no es posible jugar un mismo campeonato con dos reglamentos, según los artículos 32 y 33 del Código Disciplinario pues se «rompe la equidad deportiva». Un error arbitral sin VAR podría generar la legítima queja de cualquier club que reclamare el esencial principio de la igualdad de las reglas. De hecho esa transgresión la está cometiendo la Conmebol en la presente Copa Libertadores pues la ronda clasificatoria se está jugando sin VAR y a partir de los octavos de final habrá
VAR rompiendo el principio de igualdad. Algún club podría quedar fuera de la competencia por un error arbitral que el VAR pudo evitar. Y seguramente reclamará.

Esta alocada carrera contra el tiempo por instalar el VAR de manera progresiva y no general también huelle mal. Huele a negocio rápido y ayuda a las casas de apuestas que requieren de interrupciones en el juego para multiplicar a sus clientes, los apostadores. ¿Quién resulta el beneficiario urgido de este fenomenal negocio?

 

La actual administración de la AFA desarticuló dos de sus mayores orgullos: la oficina de Legales y el Departamento Médico. Hoy todos los juicios son llevados por estudios externos, son muchos y son caros.

 

Antes la AFA mandaba en la Conmebol, ahora se subordina mansamente.

Llevar Boca-River a Madrid fue una muestra vergonzosa de tal obediencia y peor aun con el voto aprobatorio de Claudio Tapia para que tan emblemático encuentro de la cultura popular argentina saliera de su propio país.

La actual administración de la AFA desarticuló dos de sus mayores orgullos: la oficina de Legales y el Departamento Médico. Hoy todos los juicios son llevados por estudios externos, son muchos y son caros. Y en cuanto al Departamento Médico su disolución fue dolorosa pues esa área fue un paradigma para la propia FIFA y al menos 25 federaciones de otros tantos países en el mundo que tomaron su modelo. Atendían de 4.300 a 4.700 chicos por año para su apto médico y asistían a jugadores de infantiles, juveniles, ascenso y hasta ex jugadores tanto en sus consultorios –con los mejores médicos- como en los kinésicos del más alto nivel. Algunos de estos 20 profesionales fueron reubicados –pocos-, otros se jubilaron –algunos- y al resto –la mayoría – los despidieron. Un radiólogo aceptó ser portero en el edificio de Viamonte con tal de no perder su trabajo.

 

El próximo objetivo de la AFA será tomar el control de las designaciones arbitrales.

 

El próximo objetivo de la AFA será tomar el control de las designaciones arbitrales. Tienen al Secretario General de uno de los gremios como fiel empleado: Federico Beligoy. Ahora intentarán desestabilizar al otro Secretario General –Guillermo Marconi del SADRA– para que los principales árbitros y asistentes internacionales se le desafilien y queden como independientes. Le han encargado ésta tarea de dividir a los árbitros a ex jueces a quienes les prometen cargos rentados en la AFA a cambio de tan indigna misión. El propósito es hacer que los árbitros queden condicionados siempre al poder de la AFA sin sindicatos que los defiendan. Los que dirigen en los torneos del Interior ya quedaron muy condicionados pues el futuro dependerá de la evaluación y la voluntad de un par de dirigentes, tal como ocurriera escandalosamente en las recientes competencias consumadas bajo el caos y la manipulación. Los de la B y Nacional B sufrieron una enorme presión todo el año.

Ahora, después del fracaso de Sampaoli, después del disparate de designar a Scaloni, después de cobijarse en la mítica figura de Menotti sin tener claro su rol, después de cambiar el reglamento del ascenso de la B en plena competencia, después de quitar los promedios para el próximo torneo, después de permitir que River y Boca jugasen en Madrid, después de haber desaparecido del «top ten» del ranking de la FIFA tras mÁs de tres décadas, después de haber dejado de ser potencia futbolística mundial, después de someterse mansamente al poder político, la AFA gasta dinero en campañas para organizar dos grandes eventos: la Copa América 2020 en sociedad con Colombia impulsando la locura de construir nuevos estadios y el Mundial 2030, emprendimientos que ofenden el presente económico y social de los argentinos.

Pobre fútbol argentino, lo mandaron a la B…



Eduardo Mérica, periodista uruguayo desde 1979. Integrante de las redacciones de La República, Estediario, El Deportivo Sport Magazine y Marca. Fue notero en las revistas Interior Deportivo y Universo Deporte. Tuvo pasajes por radio CX 32 Radiomundo "Contacto Deportivo" y CX 38 Sodre. Redactor creativo del programa Vida Sana (Canal 5 Sodre), Jornalista en A PLATEIA Livramento, Brasil. Sub Editor de ACAURUGUAY.COM y Editor de DIARIOURUGUAY.COM.UY y FUTBOLURUGUAYO.UY. Es miembro de AER y presidente de la filial APU (Asociación de la Prensa Uruguaya) Rivera. En 1995 obtuvo el Premio Winner´s de la Fundación del mismo nombre. Fue periodista free lance en medios de prensa del interior, entre 1990 y el 2000. Fundó la emisora online VOCACION FM. Y obtuvo 3a colocación en 13er Congreso Diarios Río Grande do Sul, con su trabajo edición en español, entre 48 concursantes.


Deja un comentario

error: Este contenido esta protegido!!